The news is by your side.

Condenan a 12 años de prisión al antiguo testaferro de los Kirchner

Lázaro Báez, ex-contratista preferido del matrimonio Kirchner, fue condenado a cárcel por lavado de dinero que provenía licitaciones públicas recibidas entre 2003 y 2015, causa conocida como ‘‘Ruta del dinero K’’.

0

El Tribunal Oral Federal 4 culminó un caso destapado en 2013 con pesquisas para los siguientes siete años: el del contratista público Lázaro Báez. El criminal fue testaferro del ex-presidente argentino Néstor Kirchner quien luego trabajó para su esposa, Cristina, acometiendo una enorme maniobra de lavado de dinero. Hoy, finalmente condenaron a Báez con 12 años de cárcel por lavar casi 55 millones de dólares de fondos públicos desviados hacia la banca suiza. Casi todas las instituciones pedían penas fuertes: la Fiscalía pidió 12 años de cárcel y una multa de 2.121 millones de pesos argentinos. La Oficina Anticorrupción pidió 8 años y seis meses, la Unidad de Información Financiera pidió 9 años y la AFIP pidió 8 años. El juicio duró 2.5 años mientras que la detención se ordenó en 2016 sin condena firme con averiguaciones iniciadas tres años atrás.

Se estima que Báez recibió el 86% de las licitaciones públicas en Santa Cruz (provincia) gracias a su cercanía con el gobierno de los Kirchner… Y no fue el único salpicado. Su hijo mayor, Martín Báez, fue hallado coautor del crimen y obtuvo una pena de 9 años y Leandro, su otro hijo, fue condenado a 5 años. Melina y Luciana, hijas de Lázaro Báez, aparecen como beneficiarias últimas del dinero público desviado y el Tribunal las condenó a tres años de prisión. También se ordenó decomisar 61.1 millones de dólares y 4.1 millones de pesos productos del lavado más un remate de los activos de Báez, valorados en US$ 160 millones. Este fallo impacta las varias causas abiertas de Cristina Kirchner que vienen desde 2019 por asociaciones ilícitas en la concesión de licitaciones. Hasta el momento, las solicitudes contra Kirchner no se hacen patentes debido a la inmunidad parlamentaria.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.