Press "Enter" to skip to content

Cubanos bombardeados con mensajes para votar ‘si’ a nueva constitución

Detractores del referéndum para aprobar la nueva constitución en Cuba denuncian que están siendo sometidos a acoso para votar a favor.

A diez días de que los cubanos se dirijan a las urnas, el gobierno cubano continúa con su vigorosa campaña para convencer al público a votar a favor de la nueva constitución.

A pesar de la prohibición de las campañas políticas en Cuba, los carteles y calcomanías que respaldan la nueva constitución se pueden encontrar en casi todos los lugares: casas, señales de tránsito, buses y fachadas de los edificios y casas.


El documento, que fue aprobado por unanimidad por la Asamblea Nacional de Cuba en diciembre. Mantiene a Cuba como una tiranía con planificación centralizada de la economía gobernada por un solo partido, el Partido Comunista de la familia Castro.

Entre otras cosas, también hace un vago reconocimiento de la propiedad privada, aunque si se ahonda más en ella, queda en evidencia que es una contradicción total pues La Habana publicó recientemente un conjunto de regulaciones que refuerzan el control de los trabajadores por cuenta propia y aumentan las multas y permiten la confiscación de propiedades.

Sin posibilidad de participación de opositores

El 11 de febrero, a través de Twitter, el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, dijo: “En 15 días tendremos una constitución aprobada en la que todos colaboramos y por el bien de todos”.

“El presidente está tratando de obtener el voto popular”, dijo el crítico del gobierno cubano y líder opositor Manuel Cuesta Morua, quien agrega que la campaña del gobierno cubano por un voto de “sí” refleja un temor de que la gente no pueda legitimar la nueva constitución.

Mientras el gobierno cubano argumenta que este es un proceso democrático, Cuesta Morúa argumenta que no puede ser cuando la oposición no puede acceder a  las mismas plataformas para expresar su opinión.


Algunos que han mostrado públicamente su consternación con el documento afirman que han sido perseguidos por el gobierno.

José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba en Santiago de Cuba, alega que fue arrestado y varias casas donde viven sus miembros fueron saqueadas por la policía simplemente por tomar una posición en contra del referéndum.

“Estoy en huelga de hambre”, dijo Ferrer, quien agregó que más de 20 activistas harán lo mismo como una forma de protestar por el referéndum.

El martes, la Organización de Estados Americanos también se pronunció al respecto. La OEA fue muy crítica con la nueva constitución de Cuba.

El mismo día, el gobierno cubano se defendió y lo llamó un “nuevo espectáculo contra Cuba” por parte de una organización que está al servicio del imperialismo estadounidense.

“La constitución emana de la autoridad soberana del pueblo”, dijo Eugenio Martínez, director para América Latina y el Caribe del Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba.

Este artículo apareció por primera vez en Local10.com por Hatzel Vela.

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *