The news is by your side.

Tras retirar tropas de Siria EE.UU. negocia con Turquía situación de kurdos

Luego de haber anunciado su retirada de Siria, Estados Unidos inició una serie de viajes por países cercanos al conflicto en medio oriente para negociar sobre los kurdos.

El Gobierno de Estados Unidos exigirá garantías a Turquía de que no atacará a las tropas kurdas en el norte de Siria tras la retirada de sus 2.000 soldados, aliados de los kurdos en la lucha contra el Estado Islámico en el país. Así lo aseguró este domingo el asesor de Seguridad Nacional en la Casa Blanca, John Bolton, de gira por Israel y Turquía. La fecha de la retirada de las tropas estadounidenses, dijo Bolton, dependerá de que se cumplan esas condiciones.

“No creemos que los turcos deban emprender acciones militares sin una coordinación y un acuerdo de mínimos con Estados Unidos para que no pongan en peligro a nuestras tropas y para cumplir con la petición del presidente [Donald Trump] de no poner tampoco en peligro a las fuerzas de oposición sirias que han luchado junto a nosotros”, dijo Bolton en Israel, antes de viajar a Ankara.
[AdParrafo1]

Una gira anunciada por 8 países árabes cercanos al conflicto

La gira de Bolton coincide con otra que Mike Pompeo, secretario de Estado de EE UU, emprende este martes por ocho países árabes, aparentemente para ofrecer aclaraciones sobre la inesperada decisión de Trump, que ha sorprendido a sus aliados en la zona. “Queremos proteger a los kurdos pero no quiero seguir en Siria para siempre”, declaró la semana pasada.

Turquía criticó el viernes al secretario de estado Mike Pompeo por decir que la Casa Blanca se asegurará de que Ankara no masacrará a los kurdos en Siria. Después de que hace un mes el presidente turco amenazó con atacar las posiciones kurdas en el norte de Siria.

MÁS ARTÍCULOS
Top 20 empresas más grandes de Internet, Europa rezagado

A ello siguió el abrupto anuncio de Trump de retirar los en torno a 2.000 militares estadounidenses desplegados en el país, lo que motivó que Turquía manifestara su intención de intervenir nuevamente en Siria como ya hizo en 2016 y el pasado año, arrebatando varias localidades estratégicas a los kurdos que ha repoblado con árabes huidos de zonas reconquistadas por el régimen de Bachar el Asad. Ambas decisiones han sembrado de incertidumbre a los aliados estadounidenses en la región.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

15 − nueve =