The news is by your side.

Estas empresas dejarán de producir y exportar en Argentina

La empresa matriz de marcas como Timberland y Vans, implementó un plan de reestructuración para aumentar su eficiencia empresarial.

0

En Diciembre de 2018, VF Corporation, empresa matriz de las conocidas marcas como Lee, Wrangler, Timberland o Vans, anunció una reestructuración. La empresa dividiría sus operaciones. Para ello, crearía Koontor Brands Inc. que gestionaría las marcas Lee, Wrangler y Rock Republic. Esta decisión para mejorar la eficiencia de la actividad empresarial terminó por descartar a Argentina como destino de inversión en la búsqueda de lograr sus objetivos.

En Abril de 2019 fue aprobada la división, y entre sus objetivos estaba gestionar mejor la actividad empresarial y volver eficiente la alocación de capital. Además de esto y según su estrategia, pretenden enfocar la inversión en prioridades estratégicas, dar flexibilidad y poder alinear a cada compañía de forma independiente con sus respectivos inversionistas. De esto se derivaron prospectos internos. Desde VF apuntan a obtener dividendos a largo plazo para Kontoor del 5%, mientras que VF tendría uno del 2%.

VF Kontoor Brands Business
Perfil financiero y de negocios de VF Corporation y de su filial, Kontoor Brands después de su separación.

Como es usual, su plan de gestión incluía lineamientos que incluyen reconsiderar su inversión. Por eso, la reestructuración fue clave y también la decisión de Kontoor para retirar inversiones de Chile, Brasil y Argentina. De acuerdo a su plan, VF pretende obtener casi la mitad de sus retornos a nivel internacional. Kontoor se centrará más en el público de Estados Unidos, así como en las ventas al por mayor.

El panorama del sector textil en Argentina

Además, empresarios del sector de textiles, confecciones y venta de ropa dicen que el negocio ya no da en el país. «Es mucho más barato traer jeans de China o de Paraguay, que importa tela desde Turquía sin aranceles» dijo Alicia Hernández, gerente general de la CIAI. Gustavo Martínez, de Futuros SRL explica que tampoco es rentable por la pérdida de poder adquisitivo de la población. Un Jean que cuesta 650$ de fabricación, se vende por 900$ y es vendido al público entre 1700$ y 2000$ apunta a un público con alto poder adquisitivo, que no existe. Recordemos a las enormes alzas inflacionarias y devaluaciones que Argentina vive desde principios de 2019.

En vista de este panorama, las icónicas marcas dejarían de ser producidas en Argentina.  El cese de operaciones comenzó el 31 de Julio y aún sigue en proceso. Una de las vendedoras del local de estas marcas se mostró decepcionada. «Estamos hasta que se termina la ropa o nos echen a todos» dijo la mujer a Infobae. Aunque está en un proceso de reestructuración, es más conveniente a sus fines irse, puesto que es el sector entero en Argentina que está en crisis. De acuerdo al INDEC, la cantidad de ropa producida cayó el 15% en Mayo del año pasado a través de 12 meses, y varias marcas del sector están sufriendo los efectos de la caída en el consumo de ropa.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.