The news is by your side.

El carro eléctrico construido con tutoriales de Youtube

Este es un caso donde un profesor de educación física español, construyó su propio auto eléctrico con tutoriales de Youtube y Wikipedia.

Un profesor murciano fue protagonista por haber hecho una gran hazaña: La de construir su propio auto eléctrico. Con mucha lectura después de estar enfermo de meningitis, él se animó a realizarlo por la ilusión que le causó esta idea. Claro que esto no es para menos, pues le tomó nada más y nada menos que 6 años. Pero lo difícil estaría después, y es que como él mismo relata, casi todo lo aprendió con tutoriales de Youtube.

Experiencias previas lo ayudaron… Pero nada más para el diseño. Esto porque él ya había realizado esculturas y oficios de carpintería pero nunca algo tan grande como construirse su propio automóvil.«Ostras, Charly» fue lo que le dijeron sus allegados al darles a conocer la idea. Pero Carlos Rodríguez nunca se rindió a pesar de que además de que lo habían cuestionado, él mismo se cuestionaba.

[…] No solamente ellos podían tener dudas, yo tenía muchas dudas de que lo iba a terminar. Había días que yo me sentía incapaz de acabar el coche porque no sabía como solucionar temas, no sabía que. Los problemas que me venían decía »esto yo no lo puedo solucionar, no lo sé».

Los beneficios de la educación libre

El resultado de tanto esfuerzo: Un auto eléctrico deportivo descapotable hecho por él mismo.
El resultado de tanto esfuerzo: Un auto eléctrico deportivo descapotable hecho por él mismo.

No obstante, nunca se rindió. Siguió aprendiendo y haciendo durante 6 años. Él relata que dada su experiencia previa como escultor y carpintero, le resultó más o menos sencillo el diseño. Entonces diseñó el modelo de su auto y montó con fibra de vidrio la carrocería.

MÁS ARTÍCULOS
Pablo Iglesias califica la juramentación de Guaidó como "golpe de Estado"

Cabe destacar que varias piezas son de otros autos, y que realizó otras similares a la de los Tesla (como las baterías) porque están libres de patentes. Los faros delanteros son del Audi A1, los traseros del Audi Q3, los retrovisores del Seat León y la dirección eléctrica heredada de un Opel Corsa. Sin embargo, el cómo aprendió a hacer todo esto es lo que resulta más curioso:

Prácticamente todo lo que he aprendido lo he aprendido en internet, de youtubers o básicamente de Wikipedia.

Gracias a los beneficios de Internet y todo el conocimiento libre que trae fue que él pudo concretar su sueño. Gracias, también en gran parte, a los libros que le alentaron a realizar algo que es muy digno de admirar. Aunque pensó que iba a tardar 3 años y que le iba a costar unos 20.000 euros, tardó 6 años y le costó 35.000 euros.

El sueño de producirlo en serie

Para este hombre, su siguiente paso es homologarlo y hacerlo en serie. Para esta nueva versión de su invención, hará la carrocería de fibra de carbono en tanto pueda propiciarle mayor ligereza. Asimismo, hará su chasis de aluminio en vez de hierro y aluminio, o nada más de fibra de carbono.

Carlos «Charly» Rodríguez en su auto. Vista interior.
Carlos «Charly» Rodríguez en su auto. Vista interior.

No obstante, dice que eso le supone una gran pelea burocrática. Esperamos que pueda concretar su empresa pronto para seguir expandiendo su proyecto. De hecho, para el precio que le supuso realizar este carro, comparado con los costos de carros con autonomías similares, es bastante competitivo. Un Tesla S cuesta de 70.000 a 105.000 euros, mientras que este tiene un coste base de 35.000. Conocemos los beneficios de la educación descentralizada y seguramente tendrá éxito al sacar su nuevo diseño en serie y que pueda ofrecernos más de lo que ofrecen ya los demás autos eléctricos a mejores precios.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

15 + 19 =