The news is by your side.

Anthony Mackie: ‘‘La explotación de la homosexualidad es un problema’’

El actor que interpreta al superhéroe Falcon cree que la explotación de la homosexualidad genera problemas en la industria del entretenimiento porque cierta parte de la audiencia ve relaciones homosexuales en todos lados.

1

Tal vez conozcas como shipping o emparejamiento al acto de asociar afectivamente a dos personajes de una serie, manga, comic o película. ¿Sabes? Cuando se cree que dos de los personajes conectan románticamente y que quizás están, en silencio, desarrollando una relación de pareja. Bueno, Anthony Mackie, quien interpreta a Sam Wilson (Falcon) en las películas de Los Vengadores, cree que en 2021 estamos viendo un problema con esto. No necesariamente con todos los shippeos y menos con los que están asentados porque la trama exige la evolución de una relación. Hablamos de películas infantiles, como Luca (88% de popularidad en Rotten Tomatoes) donde algunas personas fuerzan la relación de pareja. Y sí, hay gente que hasta se queja de que se confirme que dos niños de 10 y 13 años no son homosexuales, es decir, que no se atraen sexualmente entre ellos.

La sexualización de las relaciones amistosas, para Mackie, es un problema que afecta al programa «Falcon y el Soldado del Invierno». De acuerdo a Mackie, la serie de Disney+ que protagoniza junto a Sebastian Stan (quien encarna a Bucky Barnes) sufre de esta explotación de la homosexualidad. En una entrevista con Variety, el actor dice que esto sucede por culpa de gente que está tratando de «justificarse a sí misma».

‘La idea de que dos chicos sean amigos y se quieran en 2021 es un problema debido a la explotación de la homosexualidad’’ afirmó Mackie. ‘‘Solía ​​ocurrir que los chicos podían ser amigos, podíamos pasar el rato, y fue genial. Siempre te encontrabas con tus amigos en el bar, ¿entiendes? Ya no puedes hacer eso’’ lamenta el actor, afirmando que algo tan hermoso y respetable como la homosexualidad está siendo sobreexplotado en todos los ámbitos de la vida.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.