The news is by your side.

Axel Kaiser recuerda lo que olvida la izquierda en Chile

La nueva izquierda le da atributos irreales al Estado y olvidó que posee uno fundamental: el monopolio de la violencia, hoy vemos su hipocresía en Chile.

0

La distinción que hace al Estado diferente a otras instituciones es que posee el monopolio de la violencia. De hecho, es uno de los atributos de estatidad que describe Webber. Eso es lo que hace al Estado ser Estado. Si no, existiría la posibilidad de que hubieren decenas de grupos que ejercen coacción contra comunidades políticas o entre sí. Si no lo tuviera, cualquiera de estos grupos podría tomar el rol de Estado.

El Estado es, por definición, la entidad que ostenta el monopolio de la violencia sobre un territorio. Es la base. Una de sus funciones fundamentales es la de proveer seguridad a los ciudadanos y es una extensión de legitimidad derivada del monopolio de la violencia. De lo contrario; ¿para qué tengo un Estado si ni siquiera me puede proteger?

La seguridad personal es un derecho humano y más que un derecho humano, es una extensión natural del ‘contrato social’. Yo no avalo su existencia, pero es lógico que el Estado (de existir) deba proveer seguridad. Un Estado no tiene sentido si no puede tener el monopolio de la violencia, ya  que cualquier otro grupo podría desplazarlo y quitarle el rol del Estado. Y tampoco tiene sentido que no garantice la seguridad de las personas, porque entonces sería un parásito (más de lo que ya es) devorador de recursos a despropósito. Lo mínimo que debe proveer es eso, la seguridad física de los ciudadanos. Es un rol tan básico que parece ser que la izquierda lo olvida al pedirle más cosas: Salud, educación, transporte, cultura, workforce training… Le exigen tantas cosas que dan por sentado lo que ya de por sí hace el Estado. En este sentido, Axel Kaiser recuerda lo que olvida Chile en este vídeo:

Lo que olvida Chile

Ellos olvidan que para el Estado sostenerse, en primer lugar coacciona. Es lo lógico. De lo contrario, los impuestos tendrían que ser voluntarios. ¿Cómo hace un policía para detener a un ladrón si no puede coaccionar? ¿Le va a pedir permiso?: «Señor ladrón, disculpe usted, ¿lo puedo arrestar?» es sencillamente ridículo, y es más absurdo aún imaginarse la escena. ¿Cómo hacen entonces el Estado para que la gente pague impuestos? Si no hay consecuencias sobre la negativa a pagar impuestos, entonces no hay incentivos para no evadirlos.

Si el Estado no puede asegurar las cosas más básicas para la convivencia humana (eso quiere decir, evitar que nos matemos entre nosotros), entonces es totalmente inútil. Lo siguiente es que, teóricamente, el Estado resguarda además de nuestra integridad y las extensiones de nuestra identidad, los bienes públicos y estatales.

Autobuses quemados en durante las protestas en Chile con la palabra ''evade''. Esto se refiere a la consigna de evasión de pago de transporte. Cortesía: Diario Listín.
Autobuses quemados en durante las protestas en Chile con la palabra »evade». Esto se refiere a la consigna de evasión de pago de transporte. Cortesía: Diario Listín.

El Estado posee bienes y resguarda los mismos de la comunidad, por lo que es lógico que también use su capacidad de usar el monopolio de la violencia para arremeter contra aquellos que realicen agravios contra estos. Lo otro es también usar la coacción para defenderse de agresiones contra el propio personal del Estado, como los agentes de seguridad.

Pensemos un ejercicio básico. Si queman 20 estaciones de metro y vandalizan 77, ¿cuál esperan que sea la reacción? Y no sólo eso. Por ejemplo, para el pasado día 19 se destacó que habían 167 heridos en la región de Santiago de Chile. Sólo 11 eran civiles, los 156 restantes eran agentes de seguridad. No obstante, El Mundo destaca más heridos a una actualización más reciente: 200. ¿Cómo pretenden los protestantes que reaccione el Estado ante una vulneración de la propiedad pública y de la integridad de su propio personal? ¿Quieren que les lancen flores?

La consigna hipócrita

Eso no habría sido todo, desde luego. Otra de las cosas que bajo la misma información de El Mundo, tendríamos 15 muertos por las protestas, pero de los 15 sólo uno lo fue a causa de la represión. La mayoría de los muertos es a razón de enfrentamientos, incendios y saqueos. Pero no me malentiendan con lo de enfrentamientos, cuando hablo de confrontaciones es entre los propios civiles. Es conocido ahora el caso del venezolano que intentando evitar el saqueo del único comercio que proveía de comida a una zona de Santiago (ya que los demás estaban o bien saqueados, o bien cerrados), recibió una pedrada que casi lo mata.

Entonces cabe destacar lo que bien ya han destacado otras personas. Piden un diálogo pacífico, pero se hacen los ciegos con toda la violencia que ejercen los vándalos durante las manifestaciones. No ven el daño que hacen. Los daños únicamente al metro de Santiago se posicionaron en un estimado de 300 millones de dólares. Eso sin contar los más de 60 locales saqueados, ni el daño a las estaciones, ni tampoco el costo en términos de capital humano. Quieren más impuestos a los ricos, que los coaccionen más. Que las empresas paguen más impuestos. Legitiman la violencia única y exclusivamente si la violencia se dirige a quienes ellos quieren. Se debería condenar tanto los actos de abuso de fuerza por parte del Estado, de los cuáles ya algunos se están investigando, informa CNN.

Entonces, todo se resume en que aceptan el uso de la fuerza del como método de protesta, ignoran todo el daño… ¿Pero no la aceptan como respuesta porque se les viene en contra? Parece que sufren de alzheimer de a ratos, o de una hipocresía que todos parecen avalar por su increíble sesgo.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.