The news is by your side.

Thinkspot, la red social de Jordan Peterson ¿Funcionará?

Thinkspot de Jordan Peterson, puede convertirse en un refugio para los disidentes, sin embargo, no estará exento de retos los cuales deberá superar.

El mes pasado, el polémico psicólogo y orador público Jordan Peterson anunció que está creando un nuevo sitio de redes sociales. Anunciado como una plataforma «anti-censura», Thinkspot permitiría a los usuarios publicar virtualmente lo que quieran.

«Una vez que esté en nuestra plataforma, no lo eliminaremos a menos que lo ordene un tribunal de los Estados Unidos», prometió Peterson.

Para aquellos que temen que las grandes compañías de redes sociales discriminen injustamente a los conservadores, Thinkspot es un avance bienvenido. Lo que alguna vez fueron bastiones de la libertad de expresión, plataformas como Twitter, Facebook y YouTube han mostrado una creciente disposición a silenciar y prohibir a los usuarios que expresan opiniones consideradas ofensivas (aunque, a menudo, esto simplemente significa que era contrario a la ortodoxia progresista).

MÁS ARTÍCULOS
Las ciudades más libertarias de Estados Unidos

Ejemplos de «des-plataforma» son legión. Específicamente, Peterson llama la atención a los usuarios que han sido suspendidos de Twitter por «malinterpretar» a una persona trans y burlarse de los periodistas despedidos al decirles que «aprendan a codificar«.

Pero el problema llegó a un punto crítico recientemente cuando el comediante de derecha Steven Crowder descubrió que su canal de YouTube había sido desmonetizado, pero no suspendido, después de burlarse del periodista de Vox Carlos Maza, que es homosexual, llamándolo un «maricón raro».

retos de jordan peterson con su nueva red social
Uno de los principales retos será evitar que su nueva red social se convierta en un lugar donde las opiniones sean silenciadas por hordas de usuarios en contra de las ideas de izquierda.

Muchos conservadores y legisladores republicanos vieron el incidente de Crowder-Maza como una señal de advertencia de que las grandes empresas de tecnología se inclinaban ante las turbas progresistas y seguían silenciando las voces conservadoras.

Señalaron que varios otros comediantes han hecho declaraciones similares en línea (incluido un comentario de Maza en el que implícitamente llamó a la violencia), pero no han sufrido ninguna repercusión.

Para combatir la «censura» mediante plataformas con sesgo político, el senador Josh Hawley acaba de presentar una legislación para regular a las compañías de medios sociales al obligarlas a demostrar al gobierno que sus prácticas de eliminación de contenido son «políticamente neutrales».

Pero como Michael Rieger ha señalado, la libertad de expresión no comenzó con Facebook, y no seríamos menos libres si Facebook dejara de existir. Lejos de proteger la libre expresión, la regulación gubernamental probablemente politizaría aún más el discurso en Internet y solo aumentaría el poder de las plataformas de redes sociales establecidas.

En lugar de abogar por la intervención del gobierno, Jordan Peterson tiene una solución empresarial al problema del sesgo de las redes sociales. Thinkspot, dice, mantendrá un discurso radicalmente pro-libertad.

El sitio estará basado en suscripciones, y los creadores serán compensados ​​directamente por otros suscriptores. A diferencia de Patreon o YouTube, los miembros no tendrán que preocuparse por la eliminación o la desmonetización de su contenido simplemente porque tienen opiniones impopulares o si un grupo vocal de personas decide convertirlos en un objetivo.

MÁS ARTÍCULOS
Constructivismo: como reconocer a alguien infectado por el modelo constructivista
thinkspot
Por el momento Thinkspot está en fase de pruebas y se puede registrar para obtener un aviso cuando esté abierta al público.

Sin embargo, eso no significa que Thinkspot no tendrá reglas. Similar al límite de 140 caracteres de Twitter, Thinkspot tendrá un mínimo de 50 palabras. El propósito es alentar a los usuarios a publicar opiniones reflexivas.

«Incluso si estás siendo un troll, serás un troll casi ingenioso», dijo Peterson.

La intención aquí es noble, pero desafortunadamente, la idea es muy ingenua. Un comentario largo en cualquier sitio de redes sociales es más probable que sea detallado que perspicaz. Y para decirlo bien, los trolls no son conocidos por su brevedad.

Más desconcertante es la función de votación de Thinkspot. Los usuarios podrán «promocionar» o «rebajar» un comentario, y si su comentario cae por debajo de cierta proporción (Peterson ha sugerido 50/50), entonces se ocultará.

El comentario no se eliminará, pero los usuarios tendrán que hacer clic en el comentario para verlo, de manera muy similar a cómo se debe hacer clic en un tweet desde una cuenta que uno haya silenciado o que Twitter ha designado como «contenido ofensivo».

Esto plantea un problema para aquellos que quieren una plataforma de redes sociales «políticamente neutral». Después de todo, ¿qué es lo que impide que una mafia de derecha anote todos los comentarios que ven de un progresista? No se equivoquen: es casi seguro que los conservadores poblarán predominantemente Thinkspot.

Como argumenta persuasivamente Néstor de Buen, un sitio web diseñado por Jordan Peterson y respaldado por otros miembros de la llamada «Intelectual Dark Web» indudablemente desalentará a los izquierdistas a unirse, mientras que el sistema de voto negativo «asegurará que no existan ideas de izquierda tan siquiera discutidas en el sitio».

Es posible que Thinkspot no se convierta en el centro pluralista de pensamiento libre y debate honesto previsto por Peterson, pero eso no significa que no tendrá valor. A medida que las principales compañías de medios sociales reprimen el discurso no progresista, Thinkspot puede convertirse en un refugio para los disidentes.

Además, un híbrido innovador entre Patreon, YouTube y Twitter podría aplicar presión competitiva a otras plataformas, incentivándolos a relajar sus políticas de censura. Una vez más, el mercado está haciendo un mejor trabajo para alentar la libertad de expresión que cualquier otra regulación.

MÁS ARTÍCULOS
Vladimir Lenin bajo análisis: "El Estado y la Revolución"

Este artículo apareció por primera vez en FEE por Tyler Curtis.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

1 × 5 =