The news is by your side.

Vladimir Putin afirma que las vacunas rusas son seguras y eficaces

El mandatario ruso Vladimir Putin aseguró el día de hoy que las vacunas rusas son ‘‘productos buenos’’ y ‘‘cumplen con los estándares de seguridad y eficiencia’’.

0

Este jueves el Kremlin admitió que varias regiones de Rusia están a un nivel crítico de casos de COVID-19, revelando que su sistema de salud está colapsado. «Cuando un sistema se somete a la carga máxima, todos los engranajes y mecanismos se ponen a prueba. En este caso, el sistema de salud pública está bajo una carga máxima. De hecho, se trata de un nivel crítico» dijo Dmitri Peskov, portavoz de la Presidencia Rusa. Hace un mes, Rusia tenía 48.92 casos diarios por cada millón de personas pero a lo largo de Octubre ha sufrido un fuerte rebrote elevándose la cifra a 114.18 el día de hoy (aumento del 133.4%). De hecho, la segunda ola de coronavirus en Rusia es mucho más fuerte que la primera.

Casos covid 19 rusia estadísticas
Número de casos diarios por habitante en Rusia (1 de Marzo al 29 de Octubre, 2020). Fuente: Ourworldindata – Max Roser.

Al margen de esta resurrecta crisis de COVID-19, el presidente ruso Vladimir Putin intentó dar un mensaje tranquilizador tanto a la población Rusia como a los observadores externos que ven en aprietos al hegemón euroasiático. «Estas vacunas rusas son productos buenos. Lo más importante es que son seguras y eficaces. Ambos requisitos se cumplen» afirmó Putin en el foro Rusia Llama, realizado por el banco VTB. Las vacunas en cuestión son la famosa Sputnik-V y la reciente EpiVacCorona, registrada el pasado 14 de Octubre.

Escepticismo científico e irresponsabilidad política de Putin

El registro prematuro de la Sputnik-V y la poca transparencia de las autoridades e investigadores rusos causó escepticismo en la comunidad científica internacional. Los argumentos principales fueron tres. En primer lugar, no se tenía (y aún no se tienen) detalles críticos de la vacuna para determinar si es segura o efectiva. En segundo lugar, el desarrollo de las vacunas requiere varios meses e incluso años para poder concretarse en tanto se necesitan ampliar las muestras de prueba y deben revisarse los efectos secundarios. Por último, las pruebas en la fase tres son críticas para determinar el éxito de las vacunas, pero ninguna de las vacunas rusas ha terminado estos ensayos. De hecho, al momento de revelarse no estaban en el registro de vacunas de la Regulatory Affairs Professionals Society.

La presentación de este registro de vacunas explica que los expertos han tenido una preocupación considerable por la eficiencia y seguridad de la vacuna. Recuerdan el argumento de que aunque estas curas fueron registradas, ninguna ha entrado en la fase tres de pruebas y se aprobaron sin tener garantías de nada. Sin embargo, Putin espera aplicar las vacunas a finales de año y los centros estatales que desarrollan las vacunas ya empezaron a producirlas. Es más, sus declaraciones no muestran preocupación alguna por el paso de las pruebas, sino por las dificultades de producción. ‘‘Hay una tarea ahora: garantizar el alcance necesario de la producción. Hay ciertos problemas relacionados con la disponibilidad o ausencia del equipamiento necesario (…) para empezar la fabricación masiva’’ dijo Putin. Es posible que este comportamiento ligero en vez de solucionar las preocupaciones y el escepticismo, las exacerbe aún más.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.