The news is by your side.

Los empleos «creados» por Trump: un análisis imparcial

La casa blanca ha entregado unas cifras que ellos mismos llaman "un periodo de progreso sin precedentes" ¿Qué tan ciertas son?

Hay un «giro» interminable en Washington, demasiado politizado y egoísta, con demócratas y republicanos que intentan convencer a la gente de por qué un dato económico en particular es una noticia maravillosa o una noticia horrible.

Como me preocupo más por las políticas que por la política, me gusta pensar que soy en gran medida inmune a esta tendencia. Critico a los republicanos o los demócratas cuando hacen algo mal, y también elogio cuando los republicanos o los demócratas hacen algo bien.

Eso aplica también a Trump, por supuesto.

Por ejemplo, el Departamento de Trabajo acaba de publicar nuevos números en el mercado laboral y los leales a Trump se jactan de que se trata de una confirmación adicional de que el presidente ha llevado la economía a una gloriosa prosperidad después de la supuesta miseria de los años de Obama.

¿Es eso cierto?

Bueno, aquí hay un gráfico que muestra el empleo total en los Estados Unidos, tomado directamente de la Oficina de Estadísticas Laborales. Vemos que los trabajos han aumentado, pero ¿alguien puede identificar un cambio en la línea de tendencia cuando Trump asumió el cargo en enero de 2017?

aumento de emplos gobierno donald trump

Por lo que vale, el aumento mensual promedio en el empleo en realidad ha sido menor con Trump que con Obama.

Aunque Brian Riedl, del Instituto Manhattan, lo analiza correctamente que es más difícil conseguir más trabajo cuando la tasa de desempleo es baja.

Ahora que hemos analizado el empleo total, examinemos los números BLS para la tasa de desempleo.

MÁS ARTÍCULOS
Los videojuegos violentos no conducen a tiroteos masivos

Sí, vemos mejores números durante los años de Trump, pero hemos estado obteniendo mejores números desde 2010.

¿Alguien puede mirar estos datos y presentar un argumento convincente de que hubo un gran cambio a partir de 2017?

ratio de empleos

A continuación tenemos el gráfico BLS que muestra la relación empleo-población, que mide la proporción de la población adulta que realmente está empleada (un factor clave ya que el producto económico es una función de la cantidad y calidad de trabajo y capital).

Observe, una vez más, que no hay un cambio obvio en la línea de tendencia cuando Trump asumió relevó a Obama.

No es una buena noticia, por cierto, que la relación empleo-población todavía esté por debajo de donde estaba antes de la crisis de 2008.

Aunque vale la pena señalar que los números de población laboral se ven mucho mejor si se ajustan al cambio demográfico.

Pero ajust ar los números para el cambio demográfico no tiene ningún impacto en el punto al que quiero llegar hoy. Tenga en cuenta que no ha habido ningún cambio obvio en la tendencia desde que Trump llegó a la Casa Blanca.

Entonces, ¿por qué sigo señalando que la tendencia no ha cambiado?

Porque quiero que la gente entienda que las políticas importan, no la afiliación partidista. Y la conclusión es que la línea de tendencia no ha cambiado notablemente porque Trump no ha cambiado notablemente el nivel general de libertad económica en comparación con Obama.

Sí, Trump ha movido la política en la dirección correcta en algunos temas (impuestos y regulación), pero también ha movido la política en la dirección incorrecta en otros asuntos (comerciogasto). En pocas palabras, sus malas políticas están siendo compensadas por sus buenas políticas.

MÁS ARTÍCULOS
Bernie Sanders el loco ¿un hipócrita sincero?

Obama movió la política en la dirección equivocada, por supuesto, pero eso fue en gran parte durante sus primeros dos años. Hubo un estancamiento político en sus últimos seis años.

Y en términos de libertad económica general, el estancamiento de la política posterior a 2010 bajo Obama produjo puntajes similares a la política de zigzag que estamos recibiendo bajo Trump. Por lo tanto, no debería sorprendernos que las líneas de tendencia sean tan similares.

Publicado con permiso de International Liberty. Por: Daniel J. Mitchell.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.